Miércoles, 29 de Noviembre de 2006

El Extraño caso del Dr. Jekyll y Mr. Hyde

Jorge Marsá

Ciento veinte años después de la publicación de la novela de Robert Louis Stevenson, el desdoblamiento de personalidad continúa provocando extraños acaecidos. El último lo ha protagonizado el secretario general de los socialistas lanzaroteños ayer mismo. Y la prensa refleja, como es natural, las dos personalidades de Manuel Fajardo.

Crónicas de Lanzarote se refiere en su titular a declaraciones de ayer “martes por la tarde”: “Fajardo asegura que sus deseos para el futuro del partido coinciden con los de Miguel Ángel Leal”.

Según señaló a Crónicas el máximo responsable de la formación en la Isla, “no hay tirantez en entre él y yo”, dijo en alusión a Leal. Fajardo Palarea desmintió que se baraje esa posibilidad de cesar al actual dirigente del PSOE capitalino, aunque reconoció que existen discrepancias. “En el PSOE todos queremos lo mismo y nuestro objetivo son las elecciones”, apuntó Fajardo. Sin embargo, el también vicepresidente del Cabildo señaló que si existen discrepancias se discutirán en el seno de la formación. “La tirantez entre compañeros se discutirá en el partido si existe y no en los medios de comunicación”, manifestó contrariado por las especulaciones que se están recogiendo en los distintos medios de información insulares y que apuntan a un cese de Leal como secretario general de la asamblea de Arrecife.

El Dr. Jekyll da muestras tanto de su bondadosa naturaleza como de su exquisito comportamiento para con su compañero.

La Voz de Lanzarote nos informa de que también son de ayer sus declaraciones, y “se producían en el programa Buenos Días Lanzarote, de Radio Lanzarote”: “Manuel Fajardo: ‘Mi confianza en Miguel Ángel Leal está totalmente quebrada”.

Ya nadie esconde las desavenencias que padece el seno del Partido Socialista. Los líderes de la Ejecutivas Insular y la Ejecutiva Local de Arrecife se han referido abiertamente a sus desencuentros y mientras Manuel Fajardo, asegura que su confianza con Miguel Ángel Leal “está totalmente quebrada”, el secretario de los socialistas locales sostiene que “si el problema es Miguel Ángel Leal, pongo mi cargo a disposición de la Ejecutiva Insular”, aunque cree que el problema no se arreglaría con su destitución.

Mr. Hide intenta acabar definitivamente con la vida política de su compañero.

De todas formas, es conveniente que sepan que no es unánime el criterio de los expertos, que hay quien piensa que no se trata de un desdoblamiento de personalidad, y diagnostica el típico TAB. O sea, el típico Trastorno Afectivo Bipolar (conocido anteriormente como psicosis maníaco-depresiva), que es un desbarajuste del estado del ánimo en el que se producen períodos de depresión que se alternan con momentos de gran euforia. Y son de la opinión estos galenos de que el paciente entró en fase depresiva por la mañana y se encontraba en la fase maníaca por la tarde.

Yo de esto no entiendo, pero se lo cuento porque me resulta mucho más verosímil la versión psiquiátrica que el hecho de que alguna de las dos periodistas que firman las informaciones hubieran metido la pata hasta el corvejón.